Left Banner

  • Catologo HEINE

Oftalmoscopios indirectos

Los oftalmoscopios indirectos son instrumentos esenciales en la oftalmología, diseñados para proporcionar una vista amplia y detallada del fondo del ojo, permitiendo la evaluación de la retina periférica y central. Estos dispositivos son utilizados principalmente por oftalmólogos en procedimientos diagnósticos y quirúrgicos. A continuación se detallan las características, usos y ventajas de los oftalmoscopios indirectos:

Características Principales:

  • Visión Estereoscópica: Ofrecen una imagen tridimensional del fondo del ojo, lo que permite una evaluación más precisa de la retina y sus estructuras.
  • Campo de Visión Amplio: Proporcionan una vista extensa de la retina, facilitando la detección de patologías en áreas periféricas que pueden no ser visibles con oftalmoscopios directos.
  • Lentes de Aumento: Utilizan lentes convexas de alto poder para aumentar las estructuras del ojo, ofreciendo una visión detallada y clara.
  • Iluminación Intensa: Incorporan una fuente de luz brillante, a menudo ajustable, para iluminar adecuadamente el interior del ojo y mejorar la visibilidad de las estructuras retinianas.
  • Montura de Cabeza o Mano: Disponibles en versiones montadas en la cabeza, que permiten al examinador tener las manos libres durante el examen, o como dispositivos de mano para mayor portabilidad y flexibilidad.

Usos Principales:

  • Examen de Retina Periférica: Ideales para la evaluación de la retina periférica, facilitando la detección de desgarros, agujeros y desprendimientos de retina.
  • Diagnóstico de Patologías Retinianas: Utilizados para identificar y monitorear condiciones como la retinopatía diabética, la degeneración macular y las oclusiones vasculares retinianas.
  • Procedimientos Quirúrgicos: Esenciales en cirugías vitreorretinianas, permitiendo al cirujano visualizar y manipular las estructuras internas del ojo con precisión.
  • Evaluaciones Pediátricas: Preferidos en exámenes oftalmológicos de niños, ya que su amplio campo de visión y la capacidad de ver a través de pupilas pequeñas facilitan la evaluación.

Ventajas:

  • Evaluación Completa: Permiten una inspección más completa del fondo del ojo en comparación con los oftalmoscopios directos, gracias a su visión estereoscópica y campo de visión amplio.
  • Precisión en Diagnóstico y Tratamiento: La imagen tridimensional y detallada facilita diagnósticos más precisos y tratamientos más efectivos.
  • Versatilidad en Uso: Adecuados para una amplia gama de procedimientos, desde exámenes de rutina hasta intervenciones quirúrgicas complejas.

Los oftalmoscopios indirectos son herramientas indispensables en la oftalmología moderna, proporcionando a los profesionales de la salud visual la capacidad de realizar evaluaciones detalladas y tratamientos efectivos de diversas enfermedades retinianas. Su capacidad para ofrecer una visión amplia y tridimensional del fondo del ojo los convierte en un recurso vital para el diagnóstico y manejo de patologías oculares.

Filtros activos

HEINE Lupa asférica de oftalmoscopía HEINE A.R. 30D

Con tratamiento especial contra reflejos (A. R.)

Superficie reductora de reflejos de varias capas. Optima supresión de reflejos.

Los valores ópticos tienen en cuenta la curvatura de la retina. Imagen plana del fondo del paciente, sin distorsiones en las zonas periféricas.

Diámetro grande y libre. Imagen del fondo considerablemente mayor sin pérdida de ampliación.

Superficie asférica. Apenas distorsiones en la periféria.

Ø 46 mm, en estuche

443,00 €